Los olvidos

Los olvidos se guardan
en el armario viejo de mi madre.
Cuando lo abro
los inocentes salen a raudales
y el ilustre profesor sin chaqueta
sonrie con una lejana mueca
de tristeza.
Mi madre, reflejada en el espejo,
me vuelve a dar consejos
igual que cuando niños.
Cierro de golpe
y el silencio atenaza
las brumas del otoño.

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

11 respuestas a Los olvidos

  1. felizahora dijo:

    Un mecanismo excelente de nuestro diseño básico cosiste en recrearnos por vía mental en hechos que ya no existen

    Es una opción que, bien manejada, nos aporta otras vías de gozo, y, mal manejada, nos aleja de experimentar esta maravillosa y alucinante experiencia que es el estar vivo en este preciso omento

    Ah, si los agonizantes hablaran…,

  2. JoseAngel dijo:

    No se sabe qué hacer con esos armarios… malo abrirlos, pero peor no abrirlos.

  3. Cuando voy a casa de mis padres estoy tentado por el armario, más que por el armario, por una visera que fue de mi padre y que me gustaría guardarla para colocarla en mi testa el día de mi cincuenta cumpleaños. Sin embargo, nunca me atrevo a abrir sus puertas, tal vez tenga que esperar más tiempo.

    Salu2 Córneos.

  4. Enrique dijo:

    ¡Estupendo blog! ¡Enhorabuena! Un fuerte abrazo de piedra y de mar.

  5. Al abrir ese armario se vuelven presentes hasta los olores de estos olvidos, las sensaciones, las atmósferas, los instantes, los sentimientos. Añoranza de tiempos idos siempre ahí, al alcance del corazón pero no de la mano.

  6. luis dijo:

    Señor Labordeta, quiero decirle que siempre le he admirado como politico, soy gallego y a veces, aquí, se echa de menos a personas como usted. Un saludo.

  7. Emmanuel dijo:

    Que encantador es caer, guiado por la causalidad y el azar, en tan estupendo sitio. ¡Saludos para usted!

  8. Manuel dijo:

    Hola José Antonio. Me acabo de enterar por Antonio Pérez que tiene usted un blog. Me apunto a leerle porque sus versos me han llenado el vacío de esta noche de domingo. También aprovecho para comentarle que también me ha gustado mucho su participación en dos discos gigantes (“De azúcar y viento” y el de poemas de su hermano…). Un saludo muy cordial.

  9. Amparo dijo:

    Precioso poema !! Esos olvidos que nunca olvidamos, tan presentes, tan queridosy metiditos todos en el viejo armario….

    Sr.J.A.Labordeta, he tenido la suerte de pasear por su blog gracias a un buen amigo , Antonio Perez Morte.

    ¡¡SALUDOS !!

  10. Ynarud dijo:

    Llego con casi tres meses de retraso, pero ya llegué y pretendo pasear por estos andurriales, donde las palabras son caminos… y senderos…

    Los olvidos, esos que se esconden en un recodo de la memoria.

    un sldo 😉

Los comentarios están cerrados.